viernes, 27 de julio de 2012

La tercera "bessona"

Este verano me voy a acordar de ella por su me lo "guarras"? mientras me tiende sus gafitas de sol. Si cariño, si que te lo guardo, pero se dice guardas ¿vale?. Luego se puso las gafas azules de nadar de su prima, y se las dejó todo el rato, mientras jugaba, caminaba alrededor de la piscina del tenis, con el aire de un científico excéntrico con sus rizos rubios. En el agua también jugamos mucho, al sillón de la reina, a la lancha, a lanzarla (aunque solo la sumergía hasta los hombros, normal es chiquitita aún).
Jugamos al tiburón, con la banda sonora incluida, jugamos a hacer la barca, que es hacerse el muerto y que se te suban encima...  Pero si tengo que quedarme con una foto, lo hago con esa en la que yo estoy tumbada y ella encima mío, recostada apoya su bracito hacia atrás, en un gesto de complicidad, de comodidad, de cariño que me conmueve. Hay gestos que lo dicen todo.

El día de tu vida

Adoro cuando leo algo que me hace pensar. A veces puede ser una frase, pero es suficiente es como si me dieran hilo para hilvanar el resto....